Posts tagged ‘Impares’

‘Impares Premium’, bajón y chasco

No entiendo nada. El vídeo de arriba es supuestamente una promo del Impares Premium que estrenó anoche Neox pero no tiene nada que ver con la serie que vi. En esta promo se resume todo lo que me gustaba de Impares, una serie que he puesto siempre por las nubes y cuyo spin-off esperaba como agua de mayo, pero me he llevado un chasco de los gordos.

No entiendo por qué si promocionan así la serie, tal y como era el Impares original, si ayer mostraron otra cosa. Impares acabó retirándose de la emisión por no alcanzar los niveles de audiencia esperados. Entonces, ¿qué sentido tiene promocionar Impares Premium como la antigua serie, si no tienen nada que ver?

Entiendo que lo que vi anoche en Neox, Impares Premium, es una adaptación de Impares a los que se suponen los gustos generales que, casualmente, no son lo míos, y esperaba que una canal como Neox respetase la individualidad de la serie y fuese capaz de mantener en parrilla un producto minoritario. Se ve que con Museo Coconut tienen más que suficiente. En Impares Premium no hay casi nada de lo que me gustaba de Impares y alguien muy muy importante tendría que escribirme para convencerme de que los elementos perdidos van a volver. Es tal mi cabreo que no sé si la semana que viene seguiré en la brecha.

¿Y cuáles son los elementos perdidos? Pues la cámara oculta para empezar, algo que dotaba de mucha frescura a la serie; los personajes locos y neuróticos, los de ahora son mucho más convencionales; los problemas que criticaban las relaciones de pareja de los que pasamos de los treinta, ahora son matrimonios en terapia y ése es un recurso muy americano pero que por aquí no cuaja; la estructura loca de Impares ha desaparecido y ahora todo se encaja de manera mucho más lineal y con cortinillas explicativas. Y podría seguir enumerando cosas pero no creo que haga falta. El cambio es radical. Eso sí, los actores siguen siendo buenos y los guiones tienen un punto de irreverencia, pero mucho más sutil que en Impares, que era una locura sin freno. Claro, la duración, los capítulos de Impares Premium son más largos y ya sabemos qué pasa cuando se estira un chiste. Para acabar, de verdad, me fastidió mucho el final de las historias. No digo más para no soltar spoilers pero no me gustó nada de nada.

Que sí, que sí, que estoy cabreada. Es que esto no se hace. ¿Qué sentido tiene recuperar una serie para empeorarla? Supongo que quien no vio la primera habrá recibido ésta con más alegría que yo y no niego que mi crítica esté cegada por mis expectativas pero nunca he presumido de objetividad, y no voy a empezar a hacerlo ahora. Pueden dar gracias a que la serie se emitió sin publicidad porque no sé si habría vuelto al asunto después de un corte matador de seis minutos. ¡Yo no quería esto!

10 noviembre 2010 at 08:28 8 comentarios

Solteros: el personaje fijo

Hasta llegar a series como Impares, protagonizada únicamente por solteros en busca del amor, la tele nos ha proporcionado grandes momentos de personajes adultos pertenecientes a un sector de la sociedad que ha ido adquiriendo protagonismo con el paso del tiempo. De ser unos solteros secundarios cascarrabias y malhumorados, su imagen ha ido mejorando en la tele a medida que aumentaba su valoración en la sociedad gracias a la importancia de su nivel de consumo. Hay enfoques para todos los gustos pero ya sea a través de la comedia pura, el sarcasmo o la tragicomedia, los solteros han ido ganando terreno en las ficciones y ahora, en este mundo globalizado que quiere llegar a todos, es difícil ver una serie que no incluya a uno, e incluso hay series en las que todos los protagonistas lo son.

Repartos corales de solteros: Apartamento para tres (1977), Seinfeld (1989), Friends (1994), o Sexo en Nueva York (1998). Obviamente, en estas series la soltería no era perpetúa y aparecían parejas con la misma velocidad con la que desaparecían, pero nos han dado algunos de los mejores solteros de la tele como Larry, el soltero crápula de Apartamento para tres, o Joey de Friends como el soltero inocente. Puestos a elegir personajes de estas series me quedo con dos.

George Constanza, ese miserable que se alegró mucho de que su futura mujer falleciese intoxicada por la goma de los sobres baratos de las invitaciones de boda que él había comprado al coste para ahorrarse dinero. En Seinfeld la búsqueda de pareja era algo natural, no iba orientada al matrimonio, y las parejas iban y venían, algunas con más permanencia que otras, pero la soltería no era un lastre. George, con su eterna insatisfacción vital, nunca estaba satisfecho con las parejas que conseguía y pocas veces conseguía que las relaciones llegasen a buen término. Se lo tenía merecido.

Mención aparte merece Sexo en Nueva York, serie que me gusta mucho pero a la que no le perdono el hecho de que al final la redención de las protagonistas llegase a través de la consecución de una pareja estable. De esta serie me quedo, cómo no, con el personaje de Samantha Jones, por su gracia para decir guarrerías y porque me parece que es uno de los personajes mejor construidos de la serie. Estereotípica como las demás, claro, pero con unas contradicciones mejor marcadas y explotadas que las otras.

Murphy Brown (1988), supuso toda una revolución. Esta periodista ex-alcohólica estaba dedicada por entero a su profesión, era una mujer moderna de la época y consiguió revolucionar el panorama en dos momentos clave del proceso vital del personaje: cuando fuma marihuana como tratamiento contra el cáncer de mama y cuando decidió ser madre soltera. Os recuerdo que estamos en los Ochenta y que en aquel entonces este tipo de cosas tan privadas eran consideradas tabús, sobre todo en el caso de las mujeres. Hacían unas promos diferentes.

Claro que voy a hablar de Cómo conocí a vuestra madre (2005). Dejarme a Barney en una lista así sería un crimen. No hay nada que pueda decir que no sepáis, sólo destacar el parecido de su personaje con Larry, el de Apartamento para tres.

Y quiero terminar con Brian, de ¿Qué hacemos con Brian? (2006). Brian me parece un soltero llorón, no me gusta nada. El conflicto que tiene no está mal, pero me parece que se cuenta de una manera poco atractiva, a excepción de alguna ex destacable. La alienación de todos los personajes de la serie se me hace cansina pero para gustos, los colores.

¿A quién me he dejado? ¿A Liz Lemon (30 Rock)? ¿A Chris Peterson (Búscate la vida)? Pues para eso están los comentarios, para que completéis la entrada con vuestras aportaciones.

10 octubre 2010 at 08:23 11 comentarios

‘Impares Premium’, la segunda oportunidad

Me gustó mucho Impares en su anterior etapa, mucho. Disfruté de la serie como una enana y me pareció todo un hallazgo. Desde los personajes, hasta la estructura de los episodios pasando por la realización. Una serie audaz y osada, sin medias tintas, desafiante respecto a los contenidos que ofrecían el resto de cadenas. Pero no pudo ser, la serie era exigente con el espectador, las tramas no lineales y la cantidad de personajes fueron, desde mi punto de vista, un lastre importante en al access, donde se buscan otro tipo de contenidos, y al final la serie desapareció sin pena ni gloria, volviendo a la oscuridad de la TDT de la que había salido y llevándose con ella una parte de mí. Me divertía ver las tribulaciones de los solteros egoístas sacando a relucir con mucha cara dura sus peores defectos.

El estreno de la primera temporada fue en agosto de 2008 y hemos tenido que esperar hasta ahora para que la segunda temporada, con título renovado, vea la luz. Impares Premium ha introducido cambios y parece que renace de sus cenizas para quedarse en Neox. No me parece mala opción porque ahora la TDT nos es a todos más familiar que en 2008. Eso sí, espero que desde ya empiecen a hacer campaña en Facebook porque esa es la única manera de tener al tanto a los espectadores y hacerles formar parte viva de las historias.

Por lo visto, la nueva temporada abordará los casos de los personajes más difíciles de emparejar, muy a lo La pecera de Eva, para qué nos vamos a engañar. Siguen con la idea de tener multitud de personajes pero esta vez las historias serán autoconclusivas y los guiones se complementarán con la dinámica de los ensayos. Otra vez como La pecera de Eva que, pese a ser una producción posterior, sí que ha conseguido un más que respetable seguimiento.

Tengo muchas ganas de ver los nuevos episodios porque estas tiras diarias eran para mí verdaderamente entretenidas y las he echado de menos. El reparto sigue siendo de escándalo: Cecilia Freire, Iván Massagué, César Camino, Willy Toledo, Carmen Ruiz, María Ballesteros, Jordi Vilches…, lo mejorcito de la comedia nacional. ¿A que están esperando? ¡Que la emitan ya!

8 mayo 2010 at 11:02 7 comentarios

Han dado que hablar en 2008

Hoy me saco de la manga (o del teclado), una entrada recopilatoria. Me hace gracia repasar los temas que más se han comentado en el blog. Es una buena forma de recordad cosas que seguro que habíamos olvidado y nos sirve de termómetro para ver qué ha dado de sí este 2008. Como el año pasado, hacemos un repaso mensual.

  • Enero: Por goleada indiscutible, Tú sí que vales, una entrada que estuvo recibiendo comentarios sin parar. Incluso tuve que editar algunos porque ponían al jurado a caer de un burro. Sirvieron de desahogo a mucha gente, desde luego. Sin tetas no hay paraíso también tuvo sus momentos, cuando sorprendió a propios y extraños colocándose como quien no quiere la cosa como el programa más visto de su franja. 2008 será el año que terminó con La cancelación de Aquí hay tomate uno de los programas más polémicos de los últimos tiempos. Muchos pensaban entonces que aquello iba a significar el final del corazón en televisión, pero no ha habido manera. Después del Tomate han venido otros tomatazos varios. Nunca sabremos si Vasile se arrepintió de tomar aquella decisión.
  • Febrero: Otra goleada y una de las entradas más activas del año fue Mofándose de Miguel Ángel Silvestre, una entrada que escribí a raiz de una entrevista que le hicieron al Duque en El País. Lo que tiene este hombre son fans, y lo demás son tonterías. Qué pasión.
  • Marzo: Destacaron sobre todo dos temas, la compra de Caiga quien caiga por La Sexta y el anuncio de Telecinco contra la piratería. Hay que ver, los de Caiga quien caiga acaban de despedirse de La Sexta, con lo felices que pensábamos que íbamos a ser, y Telecinco ha culminado un año de vergüenza con sus polémicas con otras cadenas. Pero sobretodo hablamos de Rodolfo Chikilicuatre, que terminó yendo a Eurovisión.
  • Abril: El mes de Las gafas de Angelino. Un desastre que terminó en cancelación acelerada. Carmen Alcayde le ha cogido el puso a esto de las despedidas. No había nada que hacer con aquel programa, nada que hacer, y en Telecinco se dieron cuenta enseguida. En la parte positiva, las parodias que les hicieron en Sé lo que hicisteis…,.
  • Mayo: Sin lugar a dudas es el mes de El juego de tu vida (otra de las entradas más activas del año). Hasta recibí un requerimiento oficial, policía judicial mediante, para borrar un comentario de esta entrada porque desprestigiaba a una empresa de polígrafos (es verdad, verdadera). Además trajeron cola la cancelación de El síndrome de Ulises, la participación de Chikilicuatre en Eurovisión y mi crítica de La Tira. En esta entrada había un comentario airado al que le seguí la IP y, casualidades de la vida, esa IP era propiedad del Grupo Árbol, el mismo que hace la serie.

(más…)

31 diciembre 2008 at 10:19 15 comentarios

Hoy se estrena Generación d.F.

Me muero de curiosidad. Polémicas aparte, Generación d.F. llega hoy a Antena 3 dispuesta a hacerse con un hueco curioso, el late night. La han programado para las doce de la noche más o menos, después de Física o Química, una hora para la que habían pensado la serie, o eso dicen ellos.

El planteamiento de la serie se basa en hacer comedia de los tópicos de una generación, los nacidos después de Franco (de ahí lo de “d.F.”), y los capítulos están planteados en torno a esas verdades universales que fundamentan las relaciones sociales. Según la web de la cadena, en el capítulo de hoy podremos ver tres episodios (son capítulos cortos), sobre la tolerancia, la amistad y los hombres, en los que varios personajes se enfrentan a situaciones marcadas por uno de estos grandes pilares.

La parte positiva del estreno es que algo habrán aprendido del triste fiasco de Impares, y la parte negativa es que las comparaciones son odiosas y parte de la audiencia puede no entender a qué viene estrenar algo que parecido a lo que no funcionó hace unos meses.

En cualquier caso yo voy a darles una oportunidad si el sueño no lo impide (y si lo impide siempre me quedará Internet). Me gustan los actores, me gusta el planteamiento y ya me gustó Impares. Eso sí, nos toca hacer frente a la presencia de Pablo Puyol, pero puede que hasta se redima de personajes pasados.

No termino de ver claro que hayan colocado la serie después de Física o Química. Parece que el público objetivo de ambas series no tiene nada que ver, pero cosas más raras se han visto. En fin, que un estreno a media temporada es algo novedoso en esta época de crisis en la que las cadenas se reservan sus producciones para ir dosificándolas.

¡Ah! Y ahora que me acuerdo, Cazadores de hombres, la serie de Emma Suárez, emitirá los ocho capítulos que tenían comprometidos con Antena 3 (faltan por verse dos), y después parece que no habrá continuidad. La serie no estaba mal pero no han tenido suerte programándola en martes.

17 noviembre 2008 at 07:43 17 comentarios

Impares, Generación d.F. y otros parecidos razonables

El Guionista hastiado nos ilustra hoy con uno de esos casos reales que más bien parecen fruto de una ficción. Es el misterioso caso de las series clónicas y las protagonistas, aunque él no las mencione directamente, son Impares, producida por Ana García Lozano al frente de Drive, y Generación d.F. un proyecto nuevo a cargo de Boomerang. Ya sabéis que Impares nación en Neox y murió en Antena 3, y Generación d.F. verá la luz en Antena 3 dentro de poco.

De Impares ya hemos hablado otras veces. De Generación d.F. se sabe lo poco que la nota de prensa ha divulgado. Es una serie sobre treintañeros (“d.F.” significa después de Franco), planteada como una comedia con un reparto muy extenso, haciendo referencia a esos correos electrónicos nostálgicos (hombreras, Heidi y demás), y con las relaciones sexuales como centro de las preocupaciones de esta generación.

Según cuenta el Hastiado, una escisión de la productora y una fuga de guionistas más tarde dan como resultado que la productora vieja coja el proyecto de la serie y cree Impares a partir de la idea original, que es la otra, y que ya tenía un piloto grabado pagado por una cadena (ºO). Para Impares contrataron a muchos de los actores que aparecían en el piloto de Generación d.F.,. Cuando la cadena que pagó el piloto de la serie original se quejó a la productora, la productora fue a quejarse a Antena 3, y los de Antena 3 decidieron comprar la serie original para emitirla en late night, y poco después Impares, la serie clónica, era cancelada.

Pero el culebrón no termina ahí. Aquí podéis leer como se relaciona Impares con el largometraje Interior (noche), un largometraje que no llegó a estrenarse y hablan de un proyecto del director de la peli, Miguel Ángel Cárcano, y Antena 3, que creo que no es Generación d.F., sino otra cosa diferente pero que estaría en el mismo corte. Y en la entrada sobre Impares que referencio más arriba, Jesús Malpartida comentaba que en la rueda de prensa de la presentación de 8 citas, otro largometraje, hablaban de la relación de la película con una serie de televisión. ¿Se referirían a Impares o a Generación d.F.? Menudo culebrón.

19 septiembre 2008 at 07:41 13 comentarios

Antena 3: A la caza del target comercial

El balance que ha hecho el director de antena de Antena 3 deja muy claro que, para variar, se siente muy satisfecho con la marcha de la cadena, con los estrenos y con la ficción nacional. Pero sobre todo me ha llamado la atención las reflexiones que hace sobre el target comercial de la cadena.

Antena 3 no es la segunda cadena más vista esta temporada, pero es la segunda en target comercial y con eso se dan con un canto en los dientes. Es lógico: si las cadenas viven de la publicidad, lo que más les interesa es el público potencialmente consumidor. Ahora, este target específico (dicen las malas lenguas que lo inventó Telecinco), tiene de cara al espectador y desde mi punto de vista un lado negativo.

La definición extensa del target comercial es: Personas de trece a cincuenta y cuatro años que viven en poblaciones de más de 100.000 habitantes. A veces se especifica si los programas van dirigidos a amas de casa, a mayores…, pero en la definición general está el problema. ¿Pueden hacer programas que interesen igual a niños de trece años que a adultos de cincuenta? Mientras la fragmentación de las audiencias no sea un factor realmente determinante en lugar de una amenaza como es ahora, seguirán intentando hacer cosas que nos interesen a todos por igual con el resultado que ya conocemos.

En el caso de Antena 3, los éxitos de la temporada han sido La familia Mata, El síndrome de Ulises y Física o Química. En los tres casos se cuentan historias con personajes que ocupan todo el abanico de edad del target comercial y que se desarrollan en entornos urbanos (por aquello de las poblaciones de más de 100.000 habitantes). Caso aparte es Lex, a la que también se menciona como éxito pero que yo no veo como tal. En el resto de cadenas vemos ejemplos similares. En realidad, la mayoría de las propuestas de ficción nacional, triunfen o no, esconden este requisito del target comercial.

Esta exigencia, orientada a emitir series que tengan tirón entre los anunciantes, restringe las posibilidades de creación de ficción nacional más arriesgadas. No hay mercado suficiente en España, por lo visto, para productos concretos, aunque últimamente haya intención de hacer cosas más específicas, como muchas de las tiras de acces prime time (Camera Café o Impares), o apuestas como Qué vida más triste (La Sexta). Así que me da la sensación de que vamos a tener series para todos los públicos durante mucho tiempo. Menos mal que la ficción internacional, sobre todo las producciones de cadenas de cable americanas, ya han superado este escollo. Aunque claro, no se puede comparar la amplitud de su mercado con el nuestro.

14 agosto 2008 at 10:02 6 comentarios

Entradas antiguas


Teleadicta sin remedio

"La tele que me parió" es un blog sobre televisión, sobre cómo la vemos y sobre cómo la hacen. Sólo es televisión pero me gusta y aquí encontrarás una entrada diaria de mis delirios catódicos de espectadora irredenta.

Si te suscribes recibirás las actualizaciones del blog en tu correo electrónico.

Únete a otros 99 seguidores



Seguir a Ruth en Twitter

Puedes escucharme en La caja de spoilers

Bloguzz

bannerB&W

Han pasado por aquí

  • 2.256.415 televidentes

Están mirando esta tele…


A %d blogueros les gusta esto: